SEDES
Colima Guadalajara Lagos de Moreno La Piedad León Puerto Vallarta Querétaro Tepic Uruapan Zamora Online
Bolsa de trabajo Bolsa de trabajo Portal de pago Online Biblioteca

English Assistance

Recomendaciones para obtener tu primer trabajo sin experiencia laboral

Dra. María Guadalupe Moyano Martínez • Docente UNIVA Plantel Guadalajara

 

Al estar estudiando o al haber concluido una carrera profesional, todo joven desea poner en práctica lo aprendido a lo largo de tantos años para llegar a mantenerse e incluso independizarse. Entonces, ¿Por qué no es tan sencillo como parece?

Esto tiene una razón tan clara como el agua: ¡La mayoría de las empresas requieren personas que tengan experiencia laboral! Y tú, ¿Ya has trabajado, o estás trabajando? Alrededor del 99% de las empresas se manejan bajo este esquema de aceptar como colaboradores solamente a quienes ya cuentan con experiencia. Por eso es comprensible la frustración que sienten los jóvenes al solicitar empleo y encontrarse ante esta realidad.

Si es así, tal vez te preguntes: Y ahora… ¿Cómo lo logro?

Aquí te muestro algunas opciones para empezar a laborar y adquirir experiencia:

  1. Si conoces personas que tienen una empresa, pregúntales si te pueden brindar esa primera oportunidad de trabajo (amigos, compañeros, profesores), te puedes llevar una grata sorpresa al ver que te apoyan.
  2. Amplía un poco tu criterio al acudir a empresas ya establecidas y en las que te aceptarán, pero, SIN PAGO. ¡Alto, no te cierres a esta opción! Hay que comprender que estas organizaciones muy seguramente necesitan personas que ya conozcan el puesto para avanzar en las labores cotidianas, pero la experiencia que vas a acumular durante 6 meses o 1 año será muy valiosa. En ellas puedes ingresar como Becario realizando prácticas laborales, o al hacer tu Servicio Social, puedes conocer personas que te conectarán con otros que requieran personal. ¡No desdeñes esta posibilidad!
  3. Busca empresas que inician labores, como las Start Ups; quizás también ingreses sin pago o bien con una paga menor a lo que tú deseas, pero te ofrecen la oportunidad de laborar en actividades importantes, ya que te brindan la gran ventaja de que al ser pequeñas e iniciar en el mercado, puedes visualizar toda la empresa y aprender de conjunto todo lo que se hace en una organización que recién arranca en las funciones de compras, atención al cliente, marketing digital, finanzas, producción, entre otras áreas organizacionales básicas.
  4. Haz tu propio emprendimiento y lánzate a cristalizar esa idea que siempre te ha entusiasmado, investigando cómo hacer tu propio modelo de negocio y preguntando a maestros de la universidad para que recibas asesoría sobre cómo emprender y llegar a ser todo un empresario.

Puedes trabajar antes de egresar o al terminar tus estudios, lo que importa es que te animes a hacerlo.

Para ello, te ofrezco algunas recomendaciones que te harán sentir más seguro para cuando tomes la decisión de trabajar:

  1. Elabora tu Currículum Vitae (CV). Recuerda todas las actividades que has realizado en tu formación profesional, organización de eventos, idioma(s) que has aprendido, cursos extracurriculares que has tomado, concursos en los que has participado, entre otros aspectos; esto hablará muy bien de tu iniciativa, de tus capacidades y de tus fortalezas.
  2. La extensión de tu CV. Procura diseñarlo en una cuartilla, máximo dos y con una fotografía reciente, para que sea de fácil y rápida lectura para los reclutadores de personal. En internet encuentras plantillas gratuitas y preelaboradas que te serán de mucha utilidad. A los empleadores les agrada más tener información rápida y general de ti, de tu formación y de tus habilidades, y que esta los invite a contactarte para conocerte mejor y saber si eres el candidato que están buscando.
  3. Giro de la empresa. Busca empleo en empresas que se dediquen a lo que te gusta hacer, o mejor aún, a lo que sea tu pasión. ¡Te sentirás plenamente realizado!
  4. Investiga sobre la empresa en la que deseas laborar. Lee en internet su historia, su crecimiento, y sobre el empleo a desempeñar.
  5. Revisa tus publicaciones en redes sociales. Cada vez más, las empresas están checando quién eres en las redes y si es congruente lo que publicas con quien dices ser en una entrevista de trabajo, a ninguna empresa le gustaría encontrarse con personas que discriminan a otros, que faltan al respeto a los demás, o que publiquen opiniones o expresiones consideradas socialmente faltas de ética; así que cuida tu imagen personal y profesional en tu propio beneficio.
  6. Entrevista de trabajo. Cuando llegues a esta fase al solicitar empleo, destaca tus logros, habla de tu interés por tu desarrollo profesional, no económico, sino cómo quieres crecer, que aportarías a la organización, por qué te interesa trabajar ahí; créeme que el dinero llega en consecuencia, ya que tu deseo de independizarte, de tener un buen puesto, de querer cambiarte de departamento o de tener buenos ingresos, nunca debe ser el centro de la entrevista.
  7. Mantén siempre una buena actitud. Eso hace la diferencia entre los candidatos a un puesto.

Y finalmente, en lo que encuentras empleo:

  • Aprende nuevos conocimientos de tu profesión o área de expertise
  • Adquiere y desarrolla nuevas habilidades
  • Preocúpate por aprender algo que sea más específico o incluso más difícil de encontrar en el mercado

Verás cómo estarán interesados en ti y te darán esa oportunidad laboral con la que sueñas, o bien, vivir esta experiencia te impulsará a ser un gran emprendedor. ¡Mucha suerte!

Dejar un comentario.