Skip to main content

La difícil tarea de conseguir trabajo. Recomendados vs Curriculum

Por 19 octubre, 2021Líderes de Opinión

Laura O. Robles Sahagún Coordinación de Alumni y Bolsa de Trabajo

 

Conseguir un trabajo podría convertirse en una compleja tarea, por ello es importante que, desde las aulas, aprendamos a hacerlo. No se trata solamente de elaborar una hoja de vida o un curriculum vitae, sino de conocer nuestras habilidades y trabajar en nuestras deficiencias. Tampoco se trata de tener una buena calificación y en automático se abrirán las puertas laborales.

Escribir de forma correcta, hablar, gesticular, lograr el tono y el volumen adecuado, ser creativos, controlar los nervios y, además, demostrar que estamos bien capacitados en el área del conocimiento (o también oficio), para el cual nos estamos postulando, son algunos de los aspectos que tenemos considerar al momento de buscar un empleo. El trabajo en equipo será una habilidad que también debe desarrollarse.

Saber en dónde y cómo buscar vacantes (ahora ya es muy común hacerlo a través de plataformas digitales), conocer cuáles son las empresas que más nos convienen o incluso cuáles son las que tienen buenas prácticas laborales y que están rankeadas como primeras por ello y que son muy demandadas, es otro punto muy importante para emplearse.

Definir metas personales, puede ser un punto de partida para dirigir la estrategia de búsqueda de trabajo. ¿En dónde me visualizo en 5, 10, 15 años? Cuál es el sector de interés: gubernamental, iniciativa privada, organismos no gubernamentales, emprendurismo o quizá definirlo de modo más específico como actividades primarias (agricultura, ganadería, apicultura, acuicultura, pesca, minería, silvicultura, pesca, minería, explotación forestal); las secundarias (la industria de la transformación como la manufacturera, construcción, servicios básicos como electricidad, agua, etc.); actividades terciarias (distribución y consumo de bienes como finanzas, turismo, transporte y comunicación, telecomunicación, comercio, salud y sanidad, educación, solo por mencionar algunos).

Los tabuladores salariales, las prestaciones, las condiciones contractuales, el lugar de trabajo, si se requiere cambio de residencia o viajar, deben considerarse antes de postularse y de aceptar el trabajo, para no estar un mes en un lugar y otro mes en otro porque “no era lo que se esperaba”.

Hay un tema que sale de nuestro control al momento de postularnos y es, la competencia con otros candidatos, principalmente cuando éstos son recomendados y solo se hace una simulación del proceso de selección. Sí, es cierto, es una práctica común en el gobierno, pero también en la iniciativa privada. ¿Qué hacer ante esta situación? ¿Cómo podríamos saberlo antes de postular para no perder el tiempo? En realidad, es muy difícil saberlo y en más de una ocasión tendremos que afrontarlo en la vida y quizá ni cuenta nos demos. Pero por ello y para tener más armas no solo para conseguir el trabajo, sino para conservarlo, es importante trabajar las habilidades blandas, la mejora continua, la permanente capacitación y actualización.

No todos los recomendados van a calentar sillas, también los hay quienes son excelentes colaboradores. Eso sí, quien más sale perdiendo ante una contratación forzada y sin evaluar, es sin duda, la propia empresa.

 

Publicado en La Crónica de Hoy Jalisco del viernes 09 de abril 2021.

 

adminretorno

Author adminretorno

More posts by adminretorno

Dejar un comentario.